¿La música nos hace más felices? ¿Puede hacernos sentir más animados, mejorar nuestra salud y nuestro bienestar general? Quizá tú, y cada uno de los lectores, tenga su propia opinión, y seguramente serán todas válidas, aunque en este artículo no hablaremos de opiniones o impresiones subjetivas, sino de los resultados de algunas de las investigaciones sobre el tema que no han dejado de multiplicarse en los últimos años. Ya seamos oyentes o intérpretes, la mayoría de estas investigaciones muestra que la música tiene un impacto positivo en nuestro bienestar y en nuestra salud.

Escucha musical y bienestar

La música que escuchamos afecta a nuestro sistema nervioso autónomo, que es el responsable de controlar la presión sanguínea y las pulsaciones, así como al sistema límbico, responsable de nuestros sentimientos y emociones. En una serie de estudios realizados por Bradt y Dileo (2009), que involucraron a 1.461 sujetos, se comprobó que la audición musical había ayudado a reducir la presión arterial, las pulsaciones y la ansiedad en pacientes con enfermedades coronarias. La intervención básica fue la escucha musical, y 21 de los estudios no incluyeron a musicoterapeutas formados. Esta es una de las numerosas investigaciones realizadas en el ámbito de la música y la salud, un tema que ha atraído la atención de un elevado número de científicos, razón por la cuál disponemos cada vez de más estudios que documentan los beneficios de la música (véanse, entre otros, Pelletier, 2004; Hanser, 2010). 

La música también puede mejorar el bienestar psicológico. En una investigación realizada por Ferguson y Sheldon (2012), publicada en The Journal of Positive Psychology se observó que la escucha de determinados tipos de música puede tener efectos positivos y reducir el riesgo de padecer enfermedades mentales. Otros estudios en el ámbito de las neurociencias, entre ellos el realizado por investigadores de la McGill University de Montreal, han demostrado que la música libera dopamina, lo que incide en el buen humor y el optimismo. Y qué duda cabe de que la escucha musical tiene un efecto directo en nuestras emociones, tal como explica en esta entrevista Stefan Koelsch, profesor de Psicología de la Música en la Freie Universität Berlin.

Interpretación musical y bienestar

Participar en actividades de interpretación musical también puede incrementar nuestro bienestar y ayudarnos a relacionarnos mejor con otras personas. En el año 2013, en un estudio realizado en Finlandia por Eerola y Eerola (2013) con una muestra de mil estudiantes que recibieron lecciones de canto, se observó que éstos habían reportado una mayor satisfacción en todos los ámbitos escolares y un sentido de logro. Por su parte, las investigaciones realizadas en el Centre for Performance Science de Londres dan cuenta de las bondades de la música en diversos contextos y con personas de diferentes edades.

Música y bienestar entre los mayores

¿La música puede mejorar la memoria, ayudar en el cuidado de personas con demencia senil o mejorar la vida de las personas mayores? Sin duda la respuesta es que sí, y un elevado grupo de investigadores trabaja actualmente en esta línea, cada vez más necesaria en sociedades en las que el envejecimiento de la población es ya una realidad. Especialmente relevantes son los trabajos de Hallam, Creech y et al. (2012, 2014), quienes han dedicado muchas de sus investigaciones a observar los efectos de la música en personas de la tercera edad. En sus estudios llegan a la conclusión de que participar en actividades de escucha e interpretación musical tiene efectos positivos para el bienestar de los mayores. Asimismo, y desde una asignatura de formación musical, Parejo, Cortón y Giráldez (2018) observan desde hace dos años el impacto que tiene el desarrollo de actividades musicales realizadas por un grupo de estudiantes en una residencia de ancianos de la ciudad de Segovia. Los hallazgos coinciden con los de las investigaciones antes citadas.

Conclusiones

Si bien aún son necesarias más investigaciones sobre el tema, disponemos de suficiente evidencia para afirmar que la música, en sus distintas vertientes, tiene un impacto positivo en el bienestar físico y mental de las personas. Por tanto, si has leído este artículo te invitamos a escuchar más música, practicar más música y contribuir al desarrollo de programas de formación musical con niños y mayores, ya que, sin duda, más música nos da más y mejor vida.

 

Referencias

Bradt, J. y Dileo, C. (2009). Music for stress and anxiety reduction in coronary heart disease patients. PubliMed. Recuperado de https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/19370642

Hallam, S., Creech, A., Varvarigou, M., McQueen, H. y Gaunt, H. (2012). Does active engagement in community music support the well-being of older people? Arts & Health. An International Journal for Research, Policy and Practice, 6,2, 101-116.

Creech, A., Hallam, S., Varvarigou, M. y McQueen, H. (2014). Active Ageing with Music: Supporting wellbeing in the Third and Fourth Ages. London: Institute of Education Press.

Eerola, P-S. y Eerola, T. (2013). Extended music education enhances the quality of school life. Music Education Research, 16-1, pp. 88-104.

Ferguson, Y. y Sheldon, K. (2012). Trying to be happier really can work: Two experimental studies. The Journal of Possitive Psychology, 8-1, pp. 23-33.

Hanser, S.B. (2010). Music, health and well-being. In P.N. Juslin and J.A. Sloboda (eds.). Handbook of music and emotion: Theory, research, applications, pp. 849-77. Oxford: Oxford University Press.

Parejo, J.L., Cortón, M.O., & Giráldez-Hayes, A. (2018, September). Analysis Of A Music-based Service-learning Experience With Senior Citizens In Teachers’ Initial College Training. Paper accepted at the European Educational Research Association, Inclusion and Exclusion, Resources for Educational Research: Bolzano, Italy.

Parejo, J.L., Cortón, M.O., & Giráldez-Hayes, A. (2018). Implementing service-learning in higher education: a music education experience at a residence for the elderly. In E., Himonides, A, King, & F. Cuadrado (Coords.), Researching Music - Education - Technology (MET2018) (pp. 61-65). London: Institute of Education.

Pelletier, C. (2004). The Effect of Music on Decreasing Arousal Due to Stress: A Meta-Analysis. Journal of Music Therapy, 41, 3-1, pp. 192-214.

 

Eduardo Punset habla de la música y su influencia en las emociones

Autor

Andrea Giráldez

Profesora del Máster Universitario en Interpretación e Investigación Musical de la VIU