La medicina preventiva es una disciplina médica, pero también es una labor que desarrolla la mayoría de los profesionales médicos en la atención a sus pacientes.

En el contexto de la sanidad pública en España, esa disciplina se enmarca dentro de la denominada Medicina Preventiva, Salud Pública e Higiene y se accede a ella mediante el sistema de formación MIR, con una duración de 4 años.

Además, los profesionales interesados en este campo pueden especializarse a través de los diferentes másteres, tanto presenciales como online, que ofrecen las universidades.

¿Qué es exactamente la medicina preventiva? ¿Qué salidas laborales tiene un profesional en esta área? A todas esas preguntas daremos respuestas en este artículo.

 

¿Qué es la medicina preventiva?

El Colegio Americano de Medicina Preventiva (ACPM por sus siglas en inglés) considera que la medicina preventiva es una especialidad médica que se encarga de promover y mantener la salud y el bienestar de individuos y comunidades, así como de prevenir enfermedades, discapacidad y la muerte.

Descarga nuestra guía gratuita: Epidemiología y Salud Pública, las 5 tecnologías que están transformando este campo

Por otra parte, la Asociación Internacional de Epidemiología definió en 1988 la Medicina Preventiva y la Salud Pública como un:

Campo especializado de la práctica médica, compuesto por diferentes disciplinas, que emplean técnicas dirigidas a promover y mantener la salud y el bienestar, así como impedir la enfermedad, la incapacidad y la muerte prematura.

Es evidente la coincidencia de ambos conceptos en relación a los fines que persigue la medicina preventiva, que esencialmente es promover la salud y evitar la enfermedad.

 

¿Qué salidas laborales tiene un especialista en medicina preventiva?

Aunque es menos conocida que otras especialidades médicas, la realidad es que esta especialidad tiene muchas alternativas laborales. Entre ellas:

  • Servicios de salud, tanto públicos como privados. Por ejemplo, dentro del entorno hospitalario, ocupándose de la vigilancia y control de infecciones y contribuyendo a la educación sanitaria.
  • Administraciones públicas, contribuyendo a la planificación y gestión de los servicios sanitarios y el diseño e implementación de los planes de promoción de salud.
  • Docencia e investigación, ya sea en centros educativos o en instituciones puramente investigativas. Sin embargo, hay que señalar que las labores docentes e investigativas son una constante en la vida laboral de un especialista en Medicina Preventiva no obstante el ámbito en el que se desarrolle.
  • Empresas de evaluación ambiental, que en las últimas décadas han proliferado y seguramente esa seguirá siendo la tendencia en el futuro.
  • Consultoría independiente, una opción muy interesante para aquellos profesionales que deseen trabajar con mayor libertad. En cualquiera de los ámbitos anteriores un consultor independiente puede ofrecer sus servicios.
  • Organismos internacionales y organizaciones no gubernamentales son a menudo el destino de muchos profesionales de la medicina preventiva. Organismos como la ONU, Cruz Roja o Save the children despliegan su labor humanitaria en lugares en los que la necesidad de medicina preventiva es muy elevada.

 

Estas son solo algunas de las alternativas que pueden valorar los profesionales interesados en esta disciplina, quienes en realidad cuentan con un abanico más amplio de opciones que las que pudieran tener especialistas en otras ramas médicas.  

 

Ebook GRATIS: Epidemiologia

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia