Presiona "Enter" para comenzar tu búsqueda

¿Qué es la computación cognitiva?

  • 9 octubre 2017

Dentro del sector de las nuevas tecnologías a menudo surgen nuevos conceptos que poco a poco se van extendiendo en cuanto a su utilización y conocimiento. Uno de los términos que se está asentando en este sector es el de la computación cognitiva. Ambas palabras, por separado, sabemos lo que significan, pero ¿a qué se refieren cuando están en conjunto?

Descarga nuestra guía gratuita: Formación en tecnología. Conoce las disciplinas que seguirán demandando profesionales tras la cuarta revolución industrial

La computación cognitiva es una nueva tecnología que se está utilizando para que las máquinas prácticamente puedan desarrollar procesos parecidos a los del pensamiento humano. Dicho con otras palabras, con la computación cognitiva se pretende que una máquina pueda llegar a las mismas conclusiones, o por lo menos acercarse bastante, que las personas. A través de este tipo de computación se intenta simular todos los procesos mentales que lleva a cabo un ser humano para desarrollar su pensamiento, pero teniendo en cuenta que lo que se utiliza en este caso es un modelo totalmente computarizado.

 

Un gran progreso tecnológico

La computación cognitiva es también conocida en el sector como cómputo cognitivo y principalmente esta nueva tecnología se basa en los sistemas de autoaprendizaje. Dichos sistemas tienen un funcionamiento complejo, puesto que deben utilizar la minería de datos para adquirir toda la información que necesiten y posteriormente transformarla en un lenguaje natural. A través de los datos que son minados los sistemas pueden obtener todo tipo de información útil para luego poder tomar sus propias decisiones sin necesidad de que una persona los tenga que manipular finalmente. Pero también la computación cognitiva cuenta con la posibilidad de poder llevar a cabo otras tareas que, hasta ahora, eran propias del ser humano, como es el caso de reconocer patrones o procesar el lenguaje, entre otras cosas.

Hay que tener en cuenta que el objetivo principal de la computación cognitiva es poder crear sistemas que sean totalmente automáticos y prácticamente autónomos, donde ellos mismos puedan llevar a cabo tareas sin la ayuda de las personas. Es decir, con el uso de este tipo de sistemas, se intenta poder solucionar problemas que surjan de imprevisto de una forma rápida y eficaz, donde el ser humano no tenga que formar parte de ello. Por esto las máquinas serían una herramienta perfecta para aumentar, por ejemplo, la productividad en las empresas, agilizar el proceso de toma de decisiones o incluso reducir costes, ya que un solo sistema es capaz de resolver todo tipo de situaciones que, hasta ahora, requerían varias personas para ello.

En definitiva, se trata de crear ordenadores autosuficientes que utilizan algoritmos complejos de aprendizaje automático para poder llevar a cabo todas estas tareas. Prácticamente estamos hablando de sistemas que pueden llegar a pensar como los humanos, pudiendo imitar así los procesos de pensamiento de las personas.

 

La firme apuesta por la computación cognitiva

Como ya hemos comentado, la computación cognitiva es un concepto que se está asentando dentro del campo de las nuevas tecnologías. En la actualidad estos sistemas se están utilizando mucho dentro de las aplicaciones conocidas como de Inteligencia Artificial (IA), o lo que es lo mismo, máquinas que son capaces de pensar como los seres humanos. En este sentido, un gran número de empresas de tecnología están apostando fuerte por la introducción de este sistema dentro de sus productos. Podríamos referirnos a muchas de ellas, pero por destacar algunas hablamos de Facebook, Apple o Google. Estas tres grandes compañías internacionales ya están trabajando con la computación cognitiva en muchas herramientas dedicadas a distintos sectores, como puede ser la robótica o los sistemas de reconocimiento facial o del lenguaje, entre otros.

De entre todas las empresas que se han decantado firmemente por apostar por la computación cognitiva, el mayor proveedor de este sistema es IBM a través de su plataforma Watson. En este caso, Watson utiliza varias tecnologías que le permiten poder llevar a cabo diversas tareas, entre las cuales podemos destacar tres principalmente: el uso del lenguaje natural, el aprendizaje automático y, finalmente, el poder generar hipótesis. Watson se presentó por primera vez al público en el año 2011 y desde entonces se han ido incluyendo mejoras para que esta plataforma sea una herramienta fundamental para poder mejorar los procesos que se llevan a cabo dentro de una empresa, como puede ser el aumento de la productividad o la optimización de los resultados.

 

CTA - Formacion en tecnologia